Un relato sobre Navarra

Panel 2

Vista parcial de los asistentes al acto de presentación del Panel

Una de las características que definen la fortaleza y solvencia de una sociedad democrática moderna es la pujanza de la sociedad civil en el discurrir diario de esta misma sociedad. En origen, por sociedad civil se entendía el modo de estructuración de la sociedad y de las relaciones sociales, basada en la producción y el intercambio. Aunque la llamada sociedad civil constituye la base del Estado, hoy se entiende como aquélla que se contrapone a las formas oficiales de poder, sean éstas partidos, sindicatos u otras organizaciones de variado signo que parecen haber ahogado y suplantado a la iniciativa estrictamente ciudadana.

En Navarra han aparecido en los últimos años algunos movimientos de este tenor, que ponen el acento en el fortalecimiento de esa sociedad civil. Uno de ellos es Co.CiudadaNa, en palabras propias “una plataforma independiente y heterogénea, abierta al conocimiento, reflexión y análisis, que pretende aportar de forma constructiva nuevas miradas y respuestas al desarrollo económico y social de nuestra Comunidad”.

El pasado 28 de octubre se presentó en Pamplona el “Panel Tendencias Navarra 2015”, un estudio que recoge la opinión de 125 personas procedentes de los ámbitos empresarial, universitario, social, institucional, administración pública, comunicación, creación y emprendeduría, y diáspora. El cuestionario, concretado en 16 preguntas, giraba en torno a cuatro ejes: pautas cotidianas y de representación, estilo de vida; valores, imagen y tendencias de Navarra, marca Navarra; oportunidades y amenazas, análisis de situación; y retos para Navarra, objetivos estratégicos.

Adelanto que, en mi opinión, el estudio tiene un gran interés, acrecentado por tomar forma en una publicación bien estructurada y bellamente presentada, que pretendo resumir para todos ustedes. El simple enunciado de sus contenidos nos indica la riqueza del estudio: una mirada sobre nosotros mismos, la situación dentro de cinco años, prioridades ciudadanas, idiosincrasia navarra, marca Navarra, economía navarra, riesgos y oportunidades, recetas para la prosperidad, la administración pública navarra, los grandes retos del futuro de Navarra, análisis DAFO, a modo de conclusión: un análisis sobre Navarra. Ante la imposibilidad de comentar brevemente cada uno de ellos, permítanme que me ciña al último citado, acertado resumen de todo el trabajo.

El estudio parte de una premisa que comparto plenamente: realizar un relato cotidiano y cercano de nosotros mismos, frente a lo épico y lo legendario, tendencia que con demasiada frecuencia impregna nuestra historia. El resultado llama la atención por la ausencia de grandes novedades Yo me siento representado en ese relato y creo vivir en una tierra que es la mía. De lo recogido por el panel de informantes cualificados podemos extraer las claves sobre Navarra que se enumeran a continuación.

Somos una sociedad desarrollada económicamente, democrática, poco xenófoba, con una alta percepción de igualdad de género, que irá a más, pero nos advierten de tres cosas: la necesidad de mejorar la tolerancia social, hacer una sociedad más participativa, y estar atentos a los conflictos sociales que pueden crecer.

Nos avisan de la necesidad de fomentar el emprendimiento y echan en falta el liderazgo colectivo para emprender nuevos retos. Ven a Navarra socialmente conservadora y religiosa, aunque ambos rasgos irán perdiendo valor en los próximos años. Subrayan la importancia de los amigos, la familia y el tiempo libre, con el trabajo como provisión de recursos y forma de ingreso social.

Definen nuestra identidad navarra como la de personas amantes de su tierra, tradicionales, poco dados a la alegría y más bien cerrados. La “Marca Navarra” la asocian a la calidad de vida, la educación y el desarrollo económico. Que Navarra se vincule a Educación nos sitúa en una buena posición ante la emergente economía del conocimiento.

En el orden económico nos describen una Navarra muy abierta al exterior e industrializada. Nuestras fortalezas son el capital humano, las infraestructuras y el diálogo social, con una administración pública eficaz y bien valorada que debe mejorar en transparencia y cercanía.

Nos advierten de los grandes retos: la lucha contra el desempleo y la desigualdad, sin perder competitividad, y del peligro de fractura social y envejecimiento poblacional.

Finalmente, nos exigen un liderazgo colectivo. Un liderazgo cuyo significado es asumir la Navarra del futuro. Y esto es… tarea de todos.

Merece la pena que el estudio sea divulgado y conocido. Está lleno de sentido común.

Diario de Navarra, 12/11/2015

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s