Una voladura controlada

Esta mañana, 28 de septiembre, acompañado de los alcaldes de Ansóain, Viana y Valtierra, he dado una rueda de prensa para denunciar la derogación de las convocatorias de ayudas a la cultura y anunciar iniciativas para exigir su reposición.

Los hechos son los siguientes. El Gobierno de Navarra publicó en marzo de 2012 las siguientes convocatorias:

1.- Ayuda a los ayuntamientos de Navarra para la organización de actividades artísticas y culturales de forma conjunta por valor de 107.000 euros.

2.- Subvenciones a la Red de Teatros de Navarra por 471.000 euros.

3.- Subvenciones a las entidades locales de Navarra para la realización de las actividades culturales que integran el programa “Arte y Cultura” por valor de 247.000 euros.

Es decir, ayudas culturales a los ayuntamientos por un monto de 825.000 euros.

El 14 de septiembre de este mismo año, el BON publica tres órdenes forales derogando las publicadas en marzo a las que hemos hecho referencia. Las consecuencias inmediatas son las siguientes: las actividades previstas por los ayuntamientos a partir del 14 de septiembre han quedado en su mayor parte anuladas por los propios ayuntamientos al no contar con las ayudas previstas. Y las actividades realizadas quedan a expensas de una pregunta que exige respuesta clara: ¿quién se hace cargo de estos gastos? En concreto, a Ansoáin le supone en torno a 40.000 euros, entre 22 y 24.000 a Viana y 6.000 a Valtierra.

Esta actuación supone un salto cualitativo nunca conocido en la actuación de la administración foral. Supone un paso más en la voladura controlada a la que el Gobierno de Navarra está sometiendo al en otro tiempo prestigioso departamento de Cultura, y tiene además otras consecuencias no menores: es un ejemplo palmario de inseguridad jurídica, endosa el problema a los ayuntamientos, es un dato más de la ausencia de planificación y equivoca las prioridades del departamento, situando a los ayuntamientos de la Navarra rural en el último lugar de su escala de prioridades.

Antes estos hechos, el PSN-PSOE no va a cejar en el empeño: además de la denuncia pública, hemos pedido la comparecencia del consejero, está formulada una pregunta en Pleno, y en marcha una moción pidiendo la derogación de las convocatorias.

La contestación de UPN provoca hilaridad , cuando no pena. No hay derogación, sino retraso del pago a comienzos de 2013, señala Sergio Sayas, portavoz de UPN. Además de que UPN no es el gobierno, cabe señalar que ningún ayuntamiento socialista ha recibido comunicación alguna en este sentido, por lo que me reitero en que, a día de hoy, la derogación es un hecho incuestionable. La deriva del departamento de Cultura, lamentablemente, empieza a ser preocupante.

Puedes seguir el desarrollo de la rueda de prensa en la siguiente dirección: http://psn-psoe.org/navarra/multimedia-detalle/706/rueda-de-prensa-de-roman-felones-gregorio-galilea-antonio-gila-y-alfonso-mateo.aspx

Anuncios

Hacer ciudad

La Pamplona de hoy es fruto de una aculturación de siglos. A  la ciudad romana, básicamente coincidente con la Navarrería medieval, se añadieron a partir del siglo XII los burgos de San Cernin y San Nicolás, que dibujaron durante siglos la Pamplona histórica. El recinto amurallado, con el excepcional añadido de la Ciudadela  a partir del siglo XVI, felizmente recuperada, constriñó su desarrollo y definió una tipología de calles estrechas y alturas considerables, oxigenadas con algunas plazas en su interior. Esta ciudad de funcionarios, comerciantes, artesanos, agricultores, clérigos y militares comienza a respirar a finales del siglo XIX, con el derribo de la muralla y el inicio de los ensanches.

Esta época de entre siglos es un momento de efervescencia constructiva, con resultados interesantes aunque no demasiado brillantes en la producción arquitectónica, que ha sido minuciosamente estudiado por Asunción de Orbe y María Larumbe. Las dos se ocupan, entre otros, de los cuatro arquitectos más representativos: Florencio de Ansoleaga, Julián Arteaga, Ángel Goicoechea y Manuel Martínez de Ubago.

Julián Arteaga, arquitecto municipal desde 1888, es autor del diseño del primer ensanche, y de edificios muy representativos de la ciudad: el Palacio de Justicia, actual Parlamento de Navarra, algunas iglesias y conventos, un buen número de casas de nueva planta y  la nueva cárcel. Este último edificio, levantado a partir de 1901, presenta una tipología ya ensayada en la Cárcel Modelo de Madrid, que María Larumbe describe así: “Esta cruz queda inscrita por un cuadrado de muralla, generándose así cuatro amplios patios también cuadrados en los ángulos, donde se organizan otra serie de dependencias. De este bloque general sobresale un cuerpo rectangular en planta, que se adelanta sensiblemente respecto a la muralla (…) El exterior produce una impresión de solidez y sobriedad acorde con el destino del edificio”.

Durante más de un siglo, el recinto del barrio de San Juan ha sido, además de un edificio histórico, un símbolo que provocaba recelo, rechazo e incluso cierto miedo a los que hemos paseado delante de sus muros. ¡Cuantas historias, resumen de lo peor y lo mejor de la condición humana, habrá escondido su perímetro!

Pues bien, afortunadamente terminado el periodo de vida activa del centro, dadas las penosas condiciones en que se hallaba, el edificio ha sido demolido con una inusitada rapidez. Sorprende esta celeridad por tres razones: la habitual parsimonia de los expedientes municipales, de la que no se libra la corporación pamplonesa; la condición de arquitecto del alcalde, persona por tanto sensible al hecho urbanístico;  y la oportunidad perdida para “hacer ciudad” que la situación ofrecía.

La historia reciente de España está llena de ejemplos de usos variopintos de sus recintos carcelarios: derribos -los menos- y adecuación para usos culturales, sociales, económicos y administrativos -los más-. Todo tiene sus pros y sus contras. Pero la ciudad no se hace solo a golpe de decreto administrativo, aunque la última palabra la tengan los representantes de la ciudadanía libremente elegidos. La cárcel es memoria, es historia y es conciencia colectiva. ¡Qué menos que poder visitar lo que fue espacio restringido y vetado!  La rapidez del derribo ha impedido que la cárcel rindiera un último servicio a la ciudad: posibilitar a priori un civilizado debate con propuestas alternativas. Nos tendremos que contentar con el interesante debate a posteriori que hemos vivido en las últimas semanas, en el que  reputados arquitectos y gentes de la cultura han esgrimido razones a favor y en contra del derribo.

Perdida la oportunidad de su rehabilitación, queda por esperar que se acierte en la utilización del solar.  Se trata, en definitiva, de continuar haciendo ciudad entre todos: administración y administrados.

La identidad de Navarra

Kontra televisión, una televisión por cable con sede en San Sebastián, me invitó el pasado viernes a una programa-tertulia sobre “La identidad de Navarra”. Participamos en el mismo, Patxi Zabaleta por Aralar, Sergio Sayas por UPN, Koldo Martínez por Geroabai y yo mismo por el PSN-PSOE.

En un ambiente distendido, abordamos temas de gran calado político: Quién es navarro, en qué consiste ser navarro, cuál era la idiosincrasia navarra, cuál debería ser el estatus del euskera en Navarra y quién oculta o deforma la historia de Navarra.

En la segunda parte, los temas no tuvieron menor interés: quién debe decidir sobre el futuro político de Navarra, qué importancia tiene la transitoria cuarta y en general la legalidad española en el futuro de Navarra, y cuál de estas tres opciones: independencia, unión a España o parte de un Estado vasco sería mejor futuro económico para Navarra. Para terminar con esta guinda: ¿aceptaría cada uno de sus partidos lo que decida la mayoría de los navarros respecto a su estatus político?

Como se ve, cualquier cosa menos un programa banal.

Algunas cuestiones quedaron claras en el debate:

1.- A los nacionalismos de uno y otro signo, el vasco y el español, les encanta enzarzarse en debates identitarios, ya que se retroalimentan mutuamente.

2.- Las diferencias entre EH Bildu y Geroabai, por utilizar las siglas con las que probablemente concurrirán a las elecciones los que ahora conforman Nafarroabai, son cada vez más distantes. El debate adquirió una cierta tensión cuando Koldo Martínez acusó a la izquierda abertzale de parroquialismo excluyente, lo que provocó la airada reacción de Patxi Zabaleta y la petición de retirada de la expresión, a lo que no accedió el representante de Geroabai.

3.- Me ratifico en la centralidad del PSN-PSOE en el presente y para el inmediato futuro. La mayor cercanía a UPN en asuntos identitarios y la mayor proximidad a Geroabai en asuntos ideológicos, nos obligarán probablemente a decantar la balanza en uno u otro sentido. Dónde se ponga el foco, resultará fundamental para la política de alianzas que configurará el próximo ejecutivo.

Mientras tanto, se trata de ejercer una oposición rigurosa, propositiva y útil al gobierno en minoría de UPN, que nos permita hacer ver los perfiles de una salida socialdemócrata a la crisis, antagónica de la política de ajustes de UPN y seguidista de la del PP en el gobierno de España.

Puedes seguir el desarrollo del debate en la siguiente dirección: http://www.kontraprograma.com/?op=2&show=13&bideoa=51

Moción en comisión sobre Plan de visitas turístico-culturales

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

La Comunidad Foral de Navarra ha conformado, a lo largo de su historia, un singular patrimonio cultural. De su defensa, cuidado y mejora se ha ocupado, desde su fundación en 1940, la Institución Príncipe de Viana. De entre toda la normativa que rige sus actuaciones, resaltan dos leyes especialmente importantes: la Ley 16/1985, de 25 de junio, del Patrimonio Histórico Español y la Ley Foral 14/2005, de 22 de noviembre, del Patrimonio Cultural de Navarra.

Los retos y necesidades del nuevo siglo y la obligación de abrirse a los nuevos horizontes aparecidos y contrastados en los últimos lustros, exigen una lectura renovada de las actuaciones en el ámbito del Patrimonio Cultural. En consecuencia, la nueva política de restauración patrimonial debe estar ligada a un trabajo de promoción y educación que permita un mejor uso y disfrute del patrimonio de Navarra por parte de toda la ciudadanía.

Eso implica una política más ambiciosa que, sin perjuicio de los usos propios y específicos del edificio en cuestión, permita rentabilizar mejor las inversiones efectuadas, acercar a nuevos públicos, estudiantes y tercera edad entre otros, al uso y disfrute del hecho artístico, y convertir al monumento en cuestión en motor de actividad cultural y turística para la zona. Todo ello, siguiendo las pautas más actuales en materia de divulgación, como lo acreditan ejemplos de otras administraciones que se mueven en esta onda.

Sin embargo, algunos datos conocidos no apuntan en la dirección indicada. Uno de los últimos edificios rehabilitados integralmente, la iglesia de San Pedro de la Rúa, apenas ha experimentado novedades, limitándose las visitas a un convencional recorrido por el interior del templo, resultando imposible el acceso a lugares de gran interés, tras la actuación emprendida.

Otro tanto sucede con el conjunto monumental de Ujué. En una carta al director,  publicada en la sección correspondiente de un periódico regional, aparecida el martes 21 de agosto de 2012, Mikel Burgui relata: “En 1970, llaves en mano, atendíamos a los visitantes en cuanto llegaban. Ahora el visitante llega a Uxue y no lo recibe nadie (…) Esto hay que mejorarlo. Quien tenga potestad que actúe”

Dado que los ejemplos enumerados no son los únicos existentes, se propone:

TEXTO DE LA MOCIÓN

1.- El Parlamento de Navarra insta al Gobierno de Navarra a presentar en la Cámara, antes del 31 de diciembre, un  Plan de visitas turístico-culturales para el año 2012 que contenga los siguientes extremos:

1º.- Edificios declarados Bien de Interés Cultural (BIC) que sean gestionados por el propio Gobierno de Navarra. Plan concreto de actuación, con especial referencia a nuevos grupos de interés, tercera edad y estudiantes, entre otros.

2º.- Edificios declarados Bien de Interés Cultural (BIC), que hayan sido objeto de inversiones sustanciales en la última década, y sean gestionados por otras instituciones. Aspectos básicos del convenio que garanticen el programa de visitas previsto.

3º.- Otros edificios que sin ser declarados Bienes de Interés Cultural, gocen de aprecio y consideración y merezcan tener un programa específico de visitas.

2.- El Parlamento de Navarra insta al Gobierno de Navarra a disponer los recursos necesarios, en la medida que lo permitan las disponibilidades presupuestarias, para incentivar la actuación propia o la suscripción de convenios que hagan posible el desarrollo del citado Plan.

Pamplona a 29 de agosto de 2012

La moción fue debatida en comisión el día 12 de septiembre de 2012 y resultó aprobada por unanimidad.

 

 

 

Moción a Pleno IVA de la Cultura

                  

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

El Gobierno de España decidió en el paquete de medidas aprobado en uno de los consejos de ministros del mes mayo, una subida del IVA de buena parte de los productos al 21%. Esta iniciativa ha resultado duramente criticada por partidos, sindicatos, asociaciones y especialistas varios, no solamente por sus devastadores efectos en el ámbito económico, sino también por su incidencia en el desarrollo de determinados sectores especialmente afectados por la crisis en su conjunto.

Uno de estos sectores es el cultural. Los datos dados a conocer por la SGAE en materia de consumo cultural, relativos a 2011, son especialmente demoledores. Todos los sectores han experimentado caídas considerables, desde la música al teatro, pasando por el cine y el libro. Y todo ello, sin contar con los efectos previsibles de la medida a partir del mes de septiembre.

Hasta qué punto causa preocupación la medida lo expresan las opiniones de determinados políticos del PP que, al margen de su militancia, no han podido dejar de ser sensibles al citado aumento. Las declaraciones de José María Lasalle, secretario de Estado de Cultura, argumentando que “es difícilmente comprensible la medida” o de Francisco Javier León de la Riva, alcalde de Valladolid, declarándose contrario a la misma, muestran la importancia de las discrepancias en el propio partido del gobierno.

A la vista de todo ello, y tratando de velar por la salud del sector cultural, tanto en España como en Navarra:

TEXTO DE LA MOCIÓN

1.- El Parlamento de Navarra insta al Gobierno de España a que, a la vista del delicado momento que atraviesa el sector cultural en su conjunto, rectifique la decisión tomada respecto a la subida del IVA a la cultura al 21% y tenga en cuenta la casi unánime petición del sector de una rebaja sustancial de la misma.

2.- El Parlamento de Navarra insta al Gobierno de Navarra a que, dados los datos conocidos de la caída experimentada en Navarra en el año 2011 del conjunto de actividades culturales como consecuencia de la crisis, recabe del Gobierno de España un cambio en la política diseñada, que se traduzca en un reducción sustancial del porcentaje aplicable al conjunto del sector.

Pamplona a 23 de agosto de 2012

La moción fue debatida en el Pleno del día 24 de octubre de 2012 y obtuvo el siguiente resultado: votos a favor 27 (PSN, Nabai, Bildu, I-E y los no adscritos Ayerdi y Leuza), 4 en contra (PP) y 19 abstenciones (UPN)

Puedes seguir el debate de la moción en la siguiente dirección: http://www.parlamentodenavarra.es/47/section.aspx/viewvideo/4539

Santuarios de curación

Navarra es una tierra, como buena parte de Europa Occidental, donde la presencia de lo religioso ha sido determinante a lo largo de su dilatada historia. Y eso en todos los ámbitos de su vida, desde lo social a lo cultural, y desde lo económico hasta lo estrictamente religioso. Esta poderosa influencia perduró a lo largo de los siglos y sólo a raíz de la llegada de la Ilustración y las subsiguientes revoluciones burguesas empezaron a producirse los primeros y significativos cambios. La desamortización, la separación Iglesia-Estado y su difícil convivencia, la educación laica, entre otros, son procesos que atraviesan los siglos XIX y XX en Navarra, impregnando de conflictos

-recordemos las guerras carlistas- la vida de sus habitantes y convirtiendo a la Comunidad en avanzadilla de los nuevos problemas suscitados. Pero todavía en los años cincuenta del pasado siglo, al calor de  un nacionalcatolicismo renovado por el franquismo, la Iglesia detentaba un poder y una influencia extraordinarias. A esta época siguió un proceso de rapidísima secularización, en el que todavía estamos inmersos, en el que la institución trata de acomodarse y servir a una sociedad sustancialmente distinta en la que lo religioso está quedando reducido a lo estrictamente privado y confesional.

Para tratar de salvar buena parte de este mundo que se acaba, el Museo Etnológico de Navarra ha realizado 41 documentales etnográficos, en colaboración con la empresa Pyrene, que abarcan los más variados temas concernientes a la sociedad navarra rural y tradicional entre los que se encuentran los relativos a la religiosidad popular. El último, aparecido hace escasos días, trata sobre los santuarios de curación en Navarra y está dedicado a los “lugares mágicos” ligados a devociones religiosas a las que el pueblo ha atribuido tradicionalmente poderes para sanar a las personas y a los animales mediante la práctica de ciertos rituales.

En el contexto de profunda crisis económica en que nos encontramos, la aparición del trabajo me suscita una doble reflexión: distendida la primera, más seria la segunda, pero respetuosas ambas ¿Tan mal está la situación para que el Gobierno de Navarra, nos proponga como solución invocar a Nuestra Señora de los Remedios y del Milagro, como lo hacen en Luquin, o visitar los santuarios de San Gregorio Ostiense en Sorlada, San Miguel de Aralar, Santa Quiteria en Viloria, San Jorge de Azuelo, Santa Colomba en Mendaza, San Urbano en Gascue, San Pablo y Santa Felicia en Labiano, San Quirico en Navascués, San Juan Xar en Igantzi o la Virgen de los Conjuros en Arbeiza?

En todo caso, no podemos soslayar una realidad. A lo largo de este calurosísimo verano, vírgenes y santos han salido y saldrán en procesión por nuestros pueblos y ciudades, y aunque es verdad que estos actos están teñidos de contenido cívico, etnográfico y festivo, además de religioso, han seguido suscitando devoción en unos, lágrimas en otros y emoción en casi todos. Traducirlo a fe religiosa, ya es más difícil, y no me corresponde a mí el hacerlo. Pero el rescoldo y el sustrato de una religiosidad de siglos, la herencia familiar no perdida del todo está ahí, emerge en determinados momentos de nuestra existencia y, en consecuencia, creyentes o no,
merece cuando menos nuestro respeto. Ya sé que los ha habido sentados e impertérritos en la terraza del bar al paso de la procesión, pero así es esta tierra nuestra que conformamos entre todos.

Una reflexión final, para terminar. En la Navarra del siglo XXI en la que hemos entrado, con una crisis económica, social y política, que lo es también de valores, no está de más apelar a la convivencia y al respeto mutuo. Esta es una sociedad aconfesional, secularizada e incluso laica si se quiere, en la que las creencias y el sentido de lo trascendente deben tener su sitio y su encaje. Creyentes y no creyentes, todos ciudadanos, conformamos la Navarra de hoy. Si el diálogo y el respeto imperan,  todos saldremos beneficiados.

Diario de Navarra, 6/9/2012

Comparecencia consejero de Cultura y presidente de la FNMC sobre Red de Teatros

JUSTIFICACIÓN DE LA COMPARECENCIA

El pasado 3 de agosto, firmada por el presidente de la Federación Navarra de Municipios y Concejos, Mariano Herrero, los alcaldes de los 24 ayuntamientos adheridos a la Red de Teatros de Navarra recibieron una carta que, sucintamente, decía lo siguiente:

“El pasado 26 de julio, los miembros del grupo de trabajo de Cultura de la FNMC, alcaldes y concejales de diversos municipios, nos reunimos con una representación de la Dirección General de Cultura, encabezada por la propia Directora. En la sesión, la Directora General explicó el ajuste presupuestario aprobado por el Gobierno de Navarra el 20 de junio de 2012, su repercusión en los presupuestos de la Dirección General de Cultura y en concreto en la partida de ayudas a acciones culturales en ayuntamientos, de la que estaba previsto financiar los gastos de funcionamiento de la Red.

Dadas las adversas condiciones económicas y las incertidumbres presupuestarias derivadas, los miembros del grupo de trabajo de Cultura de la FNMC han acordado no convocar la asamblea constitutiva por el momento y aplazarla hasta primeros de 2013, cuando se conozca la situación presupuestaria de la Administración Foral de Navarra y, por tanto, con qué recursos cuenta el Departamento para financiar la Red. La Directora General reafirmó el apoyo a la constitución de la Red de Teatros de Navarra y su financiación, pero entendiendo y aceptando la decisión adoptada, dada la situación económica actual.

Esta decisión no significa, en ningún caso, el abandono del proyecto, pero entendemos que la actual coyuntura exige extremar la prudencia y esperar hasta que la situación se estabilice y la red pueda ponerse en marcha con suficiente garantía de pervivencia. Para dar continuidad al proyecto de la Red, desde el Departamento se nos ha propuesto iniciar con un grupo de técnicos de cultura de los ayuntamientos adheridos a la Red diversos trabajos en relación con las actividades de la misma y con la identificación y desarrollo de algún proyecto piloto.

Por nuestra parte, hemos visto positiva la propuesta, ya que, aunque de manera más informal, se pueden acometer algunas actuaciones de las que habrían desarrollado la secretaría técnica y la comisión técnica previstas en los Estatutos de la Red y, de esta forma, sentar las bases para su pleno funcionamiento en el momento de su constitución.

Así pues, aunque sin una estructura formal y con mayores limitaciones, y a la espera de resolver los interrogantes expuestos, la Red de Teatros de Navarra continúa trabajando para la mejora de la oferta municipal en artes escénicas a los ciudadanos de Navarra”.

A la vista de todo ello, se solicita:

TEXTO DE LA COMPARECENCIA

La comparecencia del consejero de Cultura, Turismo y Relaciones Institucionales en la comisión correspondiente para:

1.- Realizar una valoración global sobre el impacto del recorte de 20 de junio de 2012 en el proyecto Red de Teatros de Navarra

2.- Realizar una valoración específica sobre el modelo de implantación previsto y que, hasta el momento presente, no ha alcanzado los objetivos inicialmente perseguidos.

3.- Expresar la opinión del departamento sobre el modelo previsto y su viabilidad y, en su caso, los posibles cambios a introducir a la vista de la evolución y resultado del citado modelo.

Pamplona a 7 de agosto de 2012

Puedes seguir la comparecencia y el subsiguiente debate en la siguiente dirección: http://www.parlamentodenavarra.es/47/section.aspx/viewvideo/4510