El Camino de Santiago en Navarra (I)

 

 Objetivos y programa

 Este año 2010, como todos los que el día 25 de julio, festividad del apóstol Santiago, coinciden en domingo, celebramos un Año Santo Compostelano. Eso hará que el fenómeno jacobeo, un movimiento en auge creciente desde el último tercio del siglo XX, experimente un nuevo impulso en la llegada de peregrinos y en todo tipo de eventos relacionados con el Camino de Santiago.

La Universidad Pública de Navarra ha querido sumarse al acontecimiento y me pidió, como profesor del Aula de la Experiencia y autor de una obra divulgativa jacobea, que preparara un programa susceptible de ofrecerse a toda la comunidad universitaria.

Se juntaron el hambre con las ganas de comer, ya que hacía tiempo que me venía rondando por la cabeza el recorrer el Camino francés en Navarra en sus etapas clásicas. Dicho y hecho. La iniciativa me fue sugerida a mediados de enero y el curso, a día de hoy, ya ha comenzado. Los objetivos son los siguientes:

a.- Conocer la riqueza artística, cultural y religiosa del Camino de Santiago a su paso por Navarra.

b.- Recorrer pausadamente, tratando de disfrutar de los principales hitos del Camino, las nueve etapas del Camino francés a su paso por Navarra.

c.- Celebrar el Año Santo Jacobeo uniéndonos a los miles de peregrinos que recorrerán el Camino a la largo del año.

Y el programa ha quedado definitivamente establecido en nueve etapas, de febrero a noviembre, con descanso en el mes de julio, que desarrollaremos el último sábado de cada mes.

El eco de la convocatoria ha sido positivo y, pese a que inicialmente eran 25 las personas previstas, lo hemos alargado hasta 40 a fin de acoger a cuantos habían lo habían pedido. El grueso del grupo lo constituye el alumnado del Aula de la Experiencia, siempre activos y deseosos de nuevas iniciativas, a los que se han unido algunos profesores y miembros del personal de administración y servicios. Nos acompañarán asimismo en las visitas algunos miembros de los Amigos del Camino de Santiago de Estella, expertos caminantes y amantes de la ruta, que serán nuestros experimentados guías.

El día 20 de febrero, en sesión de 9 a 13 horas, hicimos nuestra introducción teórica, a fin de ponernos en situación. Además de conocer los objetivos, el programa concreto y una sucinta  bibliografía del Camino, en la que no faltaron los portales y las páginas web que han proliferado en los últimos años, entre todos optamos por la modalidad elegida: una propuesta de síntesis entre andar y ver, que nos permita, además de recorrer el camino físico, poder contemplar pausadamente los hitos artísticos más significativos.

Javier Caamaño, presidente de la Asociación de Amigos del Camino de Santiago de Estella, hombre siempre predispuesto a favor de la cultura de esta tierra, nos adentró en las necesidades básicas y perentorias para todo aquel que pretenda recorrer a pie el Camino con mediano éxito. Una charla la suya interesante y productiva, que los simplemente aficionados agradecimos mucho y recordaremos en las meses siguientes.

Finalmente, por mi parte, traté de poner a los futuros peregrinos en situación. Aspectos como  la historia, leyenda y culto de Santiago, la formación y desarrollo de la ruta jacobea, las crónicas de viajeros y la figura del peregrino, fueron glosadas con la intención de suscitar alguna lectura antes de emprender el viaje.

Estamos ya dispuestos a ello. Es obvio que hoy y ayer, el Camino de Santiago es algo más que una ruta religiosa. Aquí se dan la mano, cultura, arte, sociedad y economía. Pero también hoy como ayer, late en el fondo un aliento espiritual que no podemos desconocer. El próximo 27 de febrero, nos lanzaremos al Camino. Esperamos que la aventura sea enriquecedora para todos.

Solicitud de comparecencia de CEDERNA-GARALUR

A LA MESA DEL PARLAMENTO DE NAVARRA

ROMÁN FELONES MORRÁS, parlamentario foral adscrito al grupo “Socialistas del Parlamento de Navarra”, de acuerdo con la previsto en el reglamento de la Cámara, artículo 54.3., SOLICITA UNA SESIÓN DE TRABAJO CON PRESENCIA DE MEDIOS DE COMUNICACIÓN en la que comparezca la Asociación CEDERNA-GARALUR para explicar sus proyectos para el año 2010

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

La Asociación CEDERNA-GARALUR es una entidad sin ánimo de lucro creada en 1991 para impulsar el desarrollo económico y social de la Montaña de Navarra.

La asociación está compuesta por Ayuntamientos y un conjunto de organizaciones empresariales, sindicatos de trabajadores, organizaciones profesionales agrarias, entidades culturales, deportivas y de turismo, entidades financieras y otras entidades colaboradoras.

Dos de los ámbitos preferentes de actuación se relacionan con el patrimonio cultural y el turismo, con experiencias en ambos ámbitos de especial interés. Con fecha 18 de diciembre los medios de comunicación se hicieron eco de los diferentes proyectos presentados, en especial los contenidos en el programa PDR-Montaña de Navarra, con una ejecución de seis años y una dotación financiera de nueve millones de euros.

A la vista de todo ello, se solicita:

TEXTO DE LA INICIATIVA

Una sesión de trabajo con presencia de medios de comunicación a fin de que la Asociación exponga sus principales proyectos, sobre todo los referidos al ámbito de la cultura y el turismo.

Pamplona a 17 de febrero de 2010

Román Felones Morrás

Portavoz de Cultura y Turismo

Solicitud de información del “Plan del románico”

A LA MESA DEL PARLAMENTO DE NAVARRA

Román Felones Morrás, parlamentario foral adscrito al grupo “Socialistas del Parlamento de Navarra”, de acuerdo con lo previsto en el Reglamento de la Cámara, solicita la siguiente información.

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

En contestación a la pregunta efectuada por este parlamentario sobre las actividades en que se había invertido la cantidad de 40.000 euros existente en el presupuesto de 2009, dentro de la partida “Señalización, difusión gráfica y nuevas tecnologías aplicadas al románico navarro”, el Gobierno de Navarra contestó el día 19 de enero de 2010 que dicha partida había sido utilizada, en parte, en el Plan “El Románico en Navarra”, adjudicado a la empresa Kaizen por valor de 17.400 euros.

Por todo ello,

TEXTO DE LA SOLICITUD

Se solicita el susodicho estudio a fin de conocer el alcance y características del mismo.

Pamplona a 17 de febrero de 2010

Román Felones Morrás

Portavoz de Cultura y Turismo

Comparecencia del Consejero de Cultura y Turismo para informar sobre el Plan Director de Música

 

A LA MESA DEL PARLAMENTO DE NAVARRA

Román Felones Morrás, parlamentario foral adscrito al grupo “Socialistas del Parlamento de Navarra”, al amparo del artículo 202 del reglamento de la Cámara, solicita la COMPARECENCIA del Consejero de Cultura y Turismo en la comisión correspondiente para  que dé a conocer el contenido del Plan Director de Música  y las acciones que pretende emprender en desarrollo del mismo.

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

El Pleno del Parlamento de Navarra en sesión celebrada el día 12 de febrero de 2009 aprobó por unanimidad de todos los grupos una moción en la que se instaba al Gobierno de Navarra a elaborar un estudio sobre la situación de la música en Navarra con el subsiguiente Plan en sus aspectos de formación, interpretación, difusión y creación.

El punto 4 de la moción decía literalmente lo siguiente:

“El citado estudio-informe deberá ser presentado en la Comisión de Cultura y Turismo del Parlamento de Navarra antes del 30 de septiembre de 2009, para su conocimiento, debate y aprobación en su caso, a fin de poder acoger en el presupuesto de 2010 las recomendaciones que se consideren oportunas”.

Finalizado el plazo, sin que el Plan fuera remitido al Parlamento, este portavoz interpeló en Pleno al Consejero sobre la fecha en que el Plan podría llegar a la Cámara, contestándose por parte de éste que el Plan estaría en manos de la Administración antes de que concluyera el año.

Trascurridos ya más cuarenta días desde que se inició el año, y entendiendo que la Administración ha tenido tiempo para estudiar las propuestas de la empresa adjudicataria y tener opinión propia y fundada sobre el mismo.

PROPUESTA

Se solicita la comparecencia del Consejero de Cultura y Turismo en la Comisión correspondiente para que dé a conocer el contenido del Plan Director y las acciones que pretende emprender en desarrollo del mismo.

Pamplona a 11 de febrero de 2009

Román Felones Morrás

Portavoz de Cultura y Turismo

Petición de creación de una ponencia parlamentaria en relación con la UPNA

 

 A LA MESA DEL PARLAMENTO DE NAVARRA

Samuel Caro Sádaba, Portavoz adjunto del Grupo Parlamentario “Socialistas del Parlamento de la Navarra”, al amparo  del articulo 55.2 y ss. del Reglamento de la Cámara, propone la creación de una:

PONENCIA  PARLAMENTARIA  EN EL SENO DE LA COMISIÓN DE EDUCACIÓN  A FIN DE ESTUDIAR LOS OBJETIVOS Y PLANES DE LA UPNA A MEDIO Y LARGO PLAZO, DOTÁNDOLA DE UN SEGUNDO IMPULSO, EN EL CONTEXTO DE LAS NECESIDADES DE NAVARRA, Y TENIENDO PRESENTE LAS PREVISIONES DEL ESPACIO EUROPEO DE EDUCACIÓN SUPERIOR

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

La creación en 1987 de la Universidad Pública de Navarra por el Parlamento de Navarra, fue una iniciativa pionera en concepción académica y estructura física, además de una apuesta estratégica de futuro. Veintitrés años después, el alcance de la iniciativa se percibe con mayor intensidad y nitidez, y su balance desde diferentes perspectivas -social, cultural, académica, económica y política- es claramente positivo.

La UPNA ha logrado, en poco más de 20 años, consolidar una oferta académica pública de estudios en disciplinas sociales y de contenido tecnológico, prácticamente inexistentes con anterioridad, en un campus con personalidad propia. En condiciones nada fáciles, dada la existencia de otra universidad consolidada y de prestigio –la Universidad de Navarra- se ha ganado progresivamente la confianza de los grupos políticos y de la sociedad navarra, hasta el punto de que hoy podemos decir que es “la universidad de los navarros”, financiada en buena medida por sus instituciones y, por vocación y trayectoria, al servicio de la Comunidad Foral.

De acuerdo con los numerosos trabajos publicados sobre la calidad docente e investigadora de las universidades españolas, puede afirmarse que la UPNA obtiene unos resultados satisfactorios en líneas generales, tanto en docencia como, sobre todo, en investigación, dado su pequeño tamaño relativo.

Por tanto, el balance, tras los más de veinte años transcurridos, es la constatación positiva de que la UPNA ha cumplido de forma razonablemente satisfactoria los objetivos docentes e investigadores que el Parlamento y la sociedad navarra le encomendaron con motivo de su puesta en marcha.

No obstante, el momento presente dista mucho del existente a finales de la década de los ochenta y los objetivos y planes a los que debe enfrentarse la UPNA  son sustancialmente diferentes de los abordados en una primera etapa. Las nuevas necesidades de Navarra, los procesos de globalización e internacionalización, y las nuevas demandas creadas por el Espacio Europeo de Educación Superior, son, entre otras,  algunas de las razones que aconsejan un reflexión sosegada y serena sobre el futuro a medio y largo plazo de la UPNA, a fin de dotarla de un segundo impulso necesario para acometer los nuevos tiempos.

Esta reflexión le corresponde, en primer lugar, a la propia Universidad, que ya ha explorado vías y sugerido pautas de actuación para el futuro.

Pero los grupos políticos presentes en el Parlamento no pueden ser ajenos a esta cuestión. Y eso, por dos razones. En primer lugar, porque la Universidad Pública de Navarra fue creada por esta institución “como entidad a la que se encomienda el servicio público de la educación superior en Navarra, mediante el ejercicio de la docencia, el estudio y la investigación”, y sigue siendo financiada básicamente por la Comunidad. Y, en segundo lugar, porque la Navarra del futuro que se está proyectando en este momento, no es concebible sin una institución universitaria que sea la punta de lanza de esa Comunidad plural, cohesionada y próspera que todos anhelamos.

A fin de hacer operativo este trabajo, se propone que la ponencia prevista y aprobada para estudiar la implantación de los estudios del grado de medicina en la Universidad Pública de Navarra se subsuma en ésta, siendo ese uno de los temas que necesariamente deberá abordar.

Por todo ello, el Grupo Parlamentario “Socialistas del Parlamento de Navarra”, teniendo en cuenta la trascendencia que para la sociedad navarra tiene la Universidad Pública de Navarra,  solicita lo siguiente:

PROPUESTA DE ACUERDO

1º La creación, en el seno de la Comisión de Educación, de una Ponencia Parlamentaria que sirva para estudiar los objetivos y planes de la UPNA en el medio y largo plazo, dotándola de un segundo impulso, en el contexto de las necesidades de Navarra, y teniendo presente las previsiones del Espacio Europeo de Educación Superior.

2º El objeto del trabajo de la Ponencia será realizar un dictamen que recoja todas las propuestas, ideas y necesidades que se consideren necesarias al respecto.

Los diferentes grupos parlamentarios presentaran sus propuestas al objeto de establecer el trabajo y el debate de las mismas.

La ponencia podrá recabar de diferentes estamentos, personas, expertos y colectivos sus valoraciones y propuestas.

3º El trabajo encomendado terminará con un documento en el que se plasmen las conclusiones y propuestas aprobadas por unanimidad o por mayoría.

4º El plazo de finalización se establecerá en NUEVE MESES prorrogables.                        

Pamplona a 3 de febrero de 2010

El Portavoz adjunto,

Samuel Caro Sádaba

Comparecencia del Consejero de Cultura y Turismo para informar de la supresión de programas

 

A LA MESA DEL PARLAMENTO DE NAVARRA

Samuel Caro Sádaba, portovoz adjunto del grupo “Socialistas del Parlamento de Navavarra”, al amparo del artículo 202 del reglamento de la Cámara, solicita la comparecencia del Gobierno de Navarra en la comisión correspondiente para explicar la supresión de los programas Correpueblos, Ronda de Otoó y Ronda de Primavera.

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

 El acceso en igualdad a la cultura es un derecho ciudadano y un principio que ha alentado la acción de la Administración cultural. Este principio de democratización cultural es especialmente necesario y especialmente difícil de conseguir en los núcleos pequeños de población, que constituyen por otra parte, una parte considerable en la Comunidad Foral de Navarra.

A fin de paliar esta situación, en la década de los 80, la Administración cultural diseño una serie de programas que tenían por finalidad la presencia del hecho cultural en los enclaves más pequeños de la Comunidad. De entre estos programas destacan las Rondas de Primavera y de Otoño y el Correpueblos.

Es evidente que la situación cultural de nuestra tierra no es la misma hoy que hace 25 años. De ahí que en una de las últimas comparecencias del Consejero de Cultura y Turismo en la Comisión correspondiente, el portavoz de nuestro grupo instara al Gobierno a revisar esta situación, a fin de adecuar los programas a las nuevas perspectivas y necesidades actuales.

Con fecha 20 de enero, algunas entidades locales han recibido un correo electrónico procedente del Departamento de Cultura y Turismo con el siguiente mensaje: 

“Buenos días:

La situación económica actual ha generado la reducción de los presupuesto del Gobierno de Navarra y ha afectado de manera notable a este Departamento. La necesidad ha inducido a realizar ajustes en las partidas económicas.

Como consecuencia de esta realidad el Servicio de Acción Cultural se ha visto forzado a tomar decisiones para equilibrar el presupuesto.

Para vuestra organización, os informo que entre otras medidas, se ha optado por no programar este año Ronda de Primavera, Correpueblos y Ronda de Otoño.

Saludos”

Además de la forma, claramente mejorable en una Administración que está al servicio del ciudadano y de las entidades locales, preocupa a nuestro grupo el fondo de la cuestión: la suspensión de unos programas ya clásicos y tradicionales sin justificación alguna y sin alternativa inicialmente prevista.

A la vista de todo ello,

TEXTO DE LA COMPARECENCIA

Se requiere la presencia del Consejero de Cultura y Turismo a fin de que dé a conocer las razones que han impulsado al Departamento a suprimir dichos programas y las alternativas y previsiones que se plantean para cubrir las necesidades y demandas de esta parte de la población.

 Pamplona a 20 de enero de 2010

Samuel Caro Sádaba

Portavoz Adjunto del grupo “Socialistas del Parlamento de Navarra”

Un segundo impulso para la UPNA

 

El 21 de abril de 1987, el Parlamento de Navarra aprobaba la Ley Foral de creación de la Universidad Pública de Navarra. Culminaba así, tras sucesivos y fracasados intentos, el proceso de creación de una universidad pública en el territorio, que se había iniciado con un efímero intento de Teobaldo II en 1259.

Veintitrés años después, el alcance de la iniciativa -sin duda la decisión más importante en materia educativa del último cuarto del pasado siglo-, se percibe con mayor intensidad y nitidez, y su balance desde la perspectiva académica, social, cultural, económica y política, es claramente positivo.

La UPNA ha logrado, en poco más de 20 años, consolidar una oferta académica pública de estudios en disciplinas sociales y de contenido tecnológico, prácticamente inexistentes con anterioridad, en un campus con personalidad propia. Se ha ganado progresivamente la confianza de la sociedad navarra, hasta el punto de que hoy podemos decir que es “la universidad de los navarros”, financiada en buena medida por sus instituciones y, por vocación y trayectoria, al servicio de la Comunidad Foral. Sus resultados son buenos en términos generales, tanto en docencia como en investigación, dado su pequeño tamaño relativo. Por tanto, la UPNA, aún con margen de mejora, ha cumplido de forma globalmente satisfactoria los objetivos que el Parlamento y la sociedad navarra le marcaron con motivo de su puesta en marcha.

Pero hoy, a comienzos del 2010, los objetivos y las expectativas de la Universidad no son los mismos que hace 23 años. Buena parte de la actividad universitaria está condicionada por el Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), que obliga a que todas las universidades españolas tengan acomodadas sus titulaciones al nuevo esquema previsto. El EEES debe ser, no obstante, mucho más que la adecuación de grados, debe ser una oportunidad excepcional para abordar el proceso de cambio y sus enormes implicaciones en la docencia. Convertir el EEES en un objetivo estratégico y no en un simple problema coyuntural es una de las cuestiones fundamentales que deberá afrontar la UPNA en el inmediato futuro.

Tampoco Navarra presenta los mismos objetivos de desarrollo que en la década de los ochenta. Con el esfuerzo de todos, nos hemos situado en el pelotón de cabeza de las regiones españolas y, desde el puesto 32, aspiramos a seguir escalando posiciones entre el selecto grupo de las regiones europeas más avanzadas.

Por lo tanto, los intereses de Navarra y de la UPNA deben converger, hasta el punto de que, conocidos los objetivos estratégicos de la Comunidad, ésta pueda encomendar a la Universidad el desarrollo de algunos de ellos. Parece evidente, por consiguiente, que el futuro de Navarra y el de la UPNA se encuentran especialmente interrelacionados.

Este futuro debe diseñarlo, en primer lugar, la propia entidad universitaria. Pero en la medida en que la UPNA es una institución financiada básicamente por la Comunidad y al servicio de la misma, partidos políticos y Gobierno de Navarra no pueden ser ajenos a este menester. 

El PSN-PSOE, que tuvo mucho que ver con el primer impulso, quiere también estar presente en el segundo, totalmente necesario en nuestra Universidad. Con esa intención hemos trabajado en los últimos meses un documento que acabamos de presentar y que hemos titulado: “La UPNA y su futuro: una propuesta para el debate”. También hemos solicitado, en el seno del Parlamento de Navarra,  la creación de una ponencia parlamentaria para estudiar con serenidad y sosiego las perspectivas de futuro.

En el citado documento planteamos que la UPNA debe apostar  por una universidad de pequeño tamaño, de calidad docente e investigadora, ligada y comprometida con el entorno socioeconómico, especializada en dos o tres ámbitos científicos que constituyan sus objetivos prioritarios para convertirse en referencia nacional e internacional. En el resto de la docencia y la actividad investigadora, el personal implicado debe desempeñar la tarea de forma seria, rigurosa y honesta, con parámetros de calidad homologables al grupo de universidades españolas situado tras las instituciones de referencia. Aún a riesgo de simplificar en exceso, y con el ánimo de resumir en una frase los objetivos perseguidos, aspiramos a una universidad al servicio de Navarra, de calidad docente e investigadora, con suficiencia financiera y compromiso social.

Ese modelo debe concretarse en un programa específico de docencia (grados y posgrados) e investigación; una financiación plurianual desde la mutua lealtad entre UPNA y Gobierno de Navarra; un replanteamiento de las becas y los idiomas; y una profunda revisión del campus de Tudela, entre otras cuestiones relevantes.

Sobre estos parámetros estamos dispuestos a reflexionar, compartir juntos y debatir más detenidamente las especificidades del modelo. Nos va mucho en el empeño y pedimos a unos y otros, UPNA, Gobierno de Navarra, partidos políticos y fuerzas sociales, altura de miras y visión estratégica. Está en juego lo mejor del futuro de Navarra.

Diario de Navarra, 20/2/2010